Niños del Jardín Infantil Shenu Aike disfrutan de un cuenta cuentos a través de la técnica del Kamishibai.